viernes, 21 de diciembre de 2012

Triple longitud de onda en GPON

Desde el punto de vista del instalador una de las diferencias más evidentes entre las fibras multimodo y monomodo se encuentra en que un enlace con las primeras tiene una configuración física dúplex y  las monomodo emplean una sola fibra.

Doble acometida de fibra FTTH

En las redes FTTH por la misma y única fibra se transmiten tres canales, dos de bajada y un tercero de subida, esto visto desde la Terminación de la Red Óptica (ONT). La direccionalidad full-duplex se logra asignando a cada canal una longitud de onda distinta. Estos tres canales permiten en las Redes Pasivas Ópticas Gigabit (GPON) ofrecer un servicio triple play.

  • 1310 nm  Es la única longitud de onda que se transmite desde la Unidad Óptica de Red (ONU) que está en la vivienda del usuario. El canal de esta longitud de onda se destina a tráfico de voz y datos ascendente (upstream).
  • 1490 nm Es para el transceptor de la ONU una señal recibida que proporciona voz y datos en canal descendente (downstream). Junto con la longitud de onda anterior permite a los usuarios navegar por Internet con valores típicos de 100 Mbps.
  • 1550 nm También es una canal descendente destinado en exclusiva a la difusión de señales de TV.

Estas tres longitudes de onda son características de las redes FTTH/GPON y en las nuevas ICT el protocolo de pruebas obliga a indicar la atenuación que presenta cada enlace en cada longitud de onda con un límite máximo de 2dB.

Test ICT2 con Prolite

Nosotros hemos empleando en clase un medidor selectivo de potencia Prolite-67 que monitoriza la atenuación de las tres longitudes que se están lanzando desde un emisor Prolite 105 de forma simultánea. Una de las características interesantes de este equipo es que cada medida se guarda en un registro del que se puede imprimir el correspondiente certificado empleado el software que se trae incluido.

Test OLTS fibra monomodo

La imagen muestra un enlace que PASA el test. Podría pensarse que la atenuación óptica la producen sobre todo los empalmes y los conectores, pero nada más lejos de la realidad. El principal problema nos lo encontraremos en las vueltas y los radios de curvatura forzados, especialmente en la longitud de onda de 1550 nm. Con lo que si bien hay que dominar las técnicas de empalme y conectorización donde nos la jugamos es en la correcta organización de las fibras en las envolventes.

     
     

2 comentarios:

  1. Muchas gracias por el magnifico blog Santiago.
    Felices fiestas. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola! ¿Cómo se calibra la referencia con el Prolite? ¿Se utiliza un latiguillo en el emisor unido a un latiguillo en el receptor y luego se conectan esos mismos latiguillos uno al pasamuros del RITI y el otro al PAU? Eso sería un método A y no lo veo claro ... ¿no sería más adecuado un método B o uno de tres latiguillos?

    ResponderEliminar